Cuentos del Basico Vardan

Kolobok (колобо́к)

Vivían en un pueblo un abuelo con una abuela. Y una vez dijo el abuelo a la abuela:
-Prepárame un panecillo kolobok, redondito y bonito para comérmelo con la leche.
-Vale, vale -dijo la abuela- y preparó en el horno un panecillo redondo y bonito de harina, leche y huevos, dulce y sabroso. Puso el panecillo en la ventana para que se enfriara, pero el panecillo se aburría en la ventana, saltó a la calle y se escapó de los viejos.



Rodó por un caminito en un bosque..., y de repente se encontró con un conejo:
-Kolobok, kolobok, ¡qué bonito eres, te voy a comer.
-No me comas, conejito, te cantaré una canción muy bonita. 

"Soy kolobok, kolobok, soy bonito, sabrosito, me he escapado del abuelito, me he escapado de la abuelita y de ti, conejo, me escaparé".

Y se escapó del conejo.

Rodó, rodó kolobok por el bosque y de repente se encontró con un lobo:
-Kolobok, kolobok, ¡qué bonito eres, te voy a comer.
-No me comas, lobo, te cantaré una canción muy bonita. 

"Soy kolobok, kolobok, soy bonito, sabrosito, me he escapado del abuelito, me he escapado de la abuelita, me he escapado del conejito y de ti, lobo, me escaparé".

Y se escapó del lobo.

Rodó, rodó por el bosque kolobok y de repente se encontró con una zorra:

-Kolobok, kolobok, ¡qué bonito eres, te voy a comer.
-No me comas, zorra, te cantaré una canción muy bonita. 

"Soy kolobok, kolobok, soy bonito, sabrosito, me he escapado del abuelito, me he escapado de la abuelita, me he escapado del conejito, me he escapado del lobo y de ti, zorra, me escaparé".

-¡Oh! ¡Qué música tan bonita, kolobok!, pero es que oigo mal y no he entendido las palabras. Ponte, por favor, en mi nariz para que te pueda oír mejor.

Kolobok saltó a la nariz de la zorra y la zorra, ¡ñam!, se lo comió.



Vardan

No hay comentarios:

Publicar un comentario